Santiago Centro presente en seminario gastronómico

La docente Beatriz Dinamarca, junto a la directora Variña Astorga, realizaron demostración y charla, destinadas a potenciar los productos nacionales mediante preparaciones rápidas y de baja complejidad.

En el marco de la Semana de la Educación Técnico Profesional y con el objetivo de compartir nuevas técnicas, así como también la elaboración de recetas relacionadas con la cocina regional, la Asociación Gremial Dulce Abrazo, realizó encuentro culinario virtual.

Actividad que en esta oportunidad contó con la participación de la carrera de Gastronomía Internacional y Tradicional Chilena del IP-CFT Santo Tomás Sede Santiago Centro, cuya charla inicial estuvo a cargo de la docente, Beatriz Dinamarca, quien elaboró un “cordon bleu” -bocadillo en base a pollo, jamón y queso-, cuyos orígenes se remontan a Europa y que con el tiempo se ha transformado en una alternativa rápida y económica para la cocina nacional.

Retomando tradiciones

Durante su presentación, la chef puntualizó que “debemos retomar la tradición que antiguamente existía en los hogares y que se basaba en hacer sopas, guisados y fritos que por razones de tiempo, han ido quedando postergadas. No obstante, en el último tiempo, hemos vuelto a maximizar cada uno de los productos que utilizamos a diario para elaborar nuestros platos”.

“Un elemento a tener presente es que somos los encargados de formar a los cocineros que en un futuro cercano, tendrán la misión de representar nuestra gastronomía. En ese sentido, Santo Tomás destaca por ser una institución con presencia nacional y donde a través de nuestra área, se resalta la cocina local, lo que nos permite tener la seguridad de que los alumnos sean capaces de entenderla y potenciarla en cualquier situación”, argumentó.

Profesionales innovadores

La segunda parte quedó en manos de la directora Variña Astorga, cuya presentación se basó en la importancia que reviste en la actualidad, el poder transmitir a las nuevas generaciones el potencial turístico y culinario con que cuenta el país.

“Nuestros esfuerzos se deben centrar en transmitir formas de aprendizaje, basados en metodologías innovadoras que hagan de la cocina y sus preparaciones un elemento mucho más interesante, haciendo que los estudiantes potencien su capacidad de pensar e imaginar”, expresó.

Agregó que “la industria busca y necesita cocineros que sean más pensantes, letrados y que no solo sepan cocinar bien, sino que esto vaya de la mano con fundamentos que avale lo que están realizando. Todo esto, mediante la aplicación de las técnicas adecuadas y preocupados de la sustentabilidad, lo cual se traducirá en el crecimiento de un turismo gastronómico potente a nivel nacional”.

“En definitiva, el llamado es a interiorizarse sobre lo que están estudiando, ir más allá con el objetivo de tener la capacidad de explicarlos y aplicarlos para que sean capaces de desarrollar una gastronomía que maneje técnicas, conozca el producto y la nutrición de estos, donde el cocinero juega un rol fundamental”, concluyó.