Un gran desafío vivieron los alumnos de la Escuela Especial España de Angol, el 06 de diciembre pasado. Llenos de alegría se enfrentaron a su primera “Feria de Matemáticas”, la que fue preparada y desarrollada especialmente por 15 estudiantes de Educación Diferencial de la Universidad Santo Tomás Los Ángeles.

La idea comenzó como una propuesta para acercar las matemáticas a los jóvenes de una manera lúdica y entretenida y, asimismo, romper la barrera que habitualmente generan los estudiantes con esta materia y asegurar un momento agradable. Objetivo que, como explica el Director de la Escuela, Manuel Cifuentes, fue plenamente logrado.

“Estuvo muy buena la actividad, fue muy enriquecedor para los dos lados. Las alumnas tuvieron muy buena llegada, muy buenas relaciones humanas. Los niños quedaron felices, y mostraron distintas metodologías de enseñanza”, destaca el director.

El esfuerzo por ser parte del aprendizaje de los niños fue motivado por la docente Karen Franz, en el marco de la asignatura: “Intervención psicopedagógica del cálculo”, y tuvo el apoyo de la jefa de carrera, Faviola Inostroza Pardo.

La “Feria” estuvo estructurada a partir de seis actividades distintas, desde precálculo hasta operatoria, con material concreto y elaborado por ellas mismas. Con estas iniciativas, lograron un excelente nivel de participación y motivación en los niños de la escuela España.

La actividad estuvo marcada también por importantes momentos de aprendizaje para las estudiantes de pedagogía. “Para un futuro docente, es de especial importancia generar experiencias previas… creando instancias de preguntarnos ¿Cómo lo hicimos?, ¿Qué nos faltó por hacer? o ¿Qué podemos implementar en otra experiencia de aprendizaje”, sostiene Yulissa Montoya y concluye:  “La vocación de un profesional en el área de la educación es de extremada importancia para facilitar los aprendizajes de los estudiantes, ya que un docente, es una persona en cuyo contrato de trabajo consta la oportunidad y obligación de cambiar el mundo”.