• En el encuentro Chen Ping, representante en el Norte Grande del gigante asiático, detalló cómo ese país se ha convertido en referente mundial y modelo a seguir.

Para muchos, Antofagasta es una región de innumerables riquezas y recursos naturales que pueden ser aprovechados para potenciar nuevas líneas de inversión.

Con el fin de debatir sobre esta temática, se llevó a cabo el conversatorio “China: la potencia del futuro”, en el auditorio del Mercurio de Antofagasta, el cual contó con la presencia del decano de la Facultad de Economía y Negocios de la universidad, Chen Ping, Cónsul de China en el país, Valentín Volta, empresario de Chile China Mining y René Piantini, antofagastino con inversiones en el país asiático.

¿Pero qué aspectos debemos mejorar para que Antofagasta logre fortalecer su economía? Durante el panel, Chen Ping, comentó que el gran problema de Chile -y la Región de Antofagasta – en su relación con China, es claramente identificable: la falta de infraestructura. “La ausencia de mejores carreteras, puertos, aeropuertos, servicios, entre otros. Esto radica en el freno para una mayor inversión.”, detalló el cónsul.

Por su parte, Guillermo Yáñez, puso en valor la relación comercial que Chile debe tener con el gigante asiático, destacando que “el futuro son los servicios financieros y no financieros. El turismo, por ejemplo, va a ser un tema estratégico en nuestra relación con China.”

El rector de la sede, Exequiel Ramírez Tapia, también fue parte del encuentro y comentó que “como institución de educación superior hemos visto el tremendo potencial que tiene de la región, lo que es un beneficio para pequeños y medianos empresarios de la zona. En este sentido, la demanda de capital humano en logística y negocios abrirá puertas para que los jóvenes descubran nuevas vocaciones.”