Gabriela Peña: “Los Juegos Panamericanos de Toronto 2015 han reafirmado que mi camino está ligado al periodismo deportivo”

La alumna de periodismo de la UST Santiago,  cuenta su experiencia como reportera  y  única chilena que participó del “Programa de Jóvenes Periodistas TORONTO 2015”.

Gabriela Peña, estudiante de Periodismo de la Universidad Santo Tomás Santiago, cumplió uno de sus sueños. Viajó hasta Canadá, becada por el Programa de Jóvenes Periodistas para cubrir los Juegos Panamericanos Toronto 2015.

Durante casi un mes, Gabriela cumplió labores de reportera, estuvo a cargo de la zona mixta, compartió con otros 22 jóvenes becados de América Latina, América del Norte y el Caribe, fue testigo de la felicidad de los medallistas, entre ellos el oro que obtuvo la chilena Bárbara Riveros, y hasta logró aprender de béisbol. Una experiencia que califica como inolvidable y que sin duda marcará el inicio de su vida profesional ligada al periodismo deportivo.

“Treinta minutos conversé con Delgado en los que me sentí como pez en el agua. Al finalizar la entrevista llegaron las felicitaciones. No sé en qué momento pasó, pero terminé analizando el juego con Delgado y logré una entrevista redonda donde ambos nos sentimos cómodos. La entrevista a Carlos Delgado fue el primer trabajo que me publicaron en la página de los Juegos Panamericanos.”

¿Cómo fue la experiencia de asistir a los Juegos Panamericanos de Toronto 2015 como reportera?

Fue la mejor. Como estudiante y reportera de la radio de la universidad tengo cierta costumbre de cubrir eventos deportivos -partidos de fútbol más que nada- por ende, tenía una idea de cómo podría ser el cubrir los juegos, sin embargo, una vez allá todo lo que pude imaginar o las expectativas que tenía fueron superadas con creces.

¿Qué labores específicas debías realizar?

Lo interesante de ir al programa de Jóvenes Reporteros fue que no solo hice labores de reportera, sino que también viví el otro lado de las comunicaciones: operaciones de prensa.

En Toronto tuve que hacerme cargo de zona mixta, de ayudar a los deportistas al momento de enfrentar a los periodistas y también de coordinar con los reporteros, camarógrafos y fotógrafos los lugares que debían ocupar.

Ahora bien, como periodista puro los 23 participantes del programa fuimos divididos en cinco grupos y cada grupo rotaba en los distintos lugares que se realizaban competencias. Ahí teníamos que sacar flash quotes a los deportistas, sobre todo a los medallistas y enviarlas al games news service, prensa oficial de los juegos, ellos se encargaban de publicar esas primeras impresiones en la página web de los Juegos Panamericanos.

¿Qué te entregó esta experiencia para tu vida profesional?

Me entregó amigos de toda América y para toda la vida. Y no menos importante, me dio otra visión del periodismo deportivo. No solo podemos contar historias sino que también podemos ayudar a otros a que las cuenten y no por eso somos menos importantes. El trabajar en operaciones de prensa me abrió los ojos y me reafirmó lo versátiles que somos los periodistas y por ende me dio una nueva perspectiva de lo que podría ser mi futura vida profesional, la que obviamente estará relacionada con el deporte.

¿Compartiste con periodistas y deportistas de otros países?

¡Sí! , claramente es la parte más entretenida. Los primeros periodistas con los que compartí fueron mis propios compañeros del programa. Éramos 23 jóvenes de reporteros de América Latina, América del Norte y el Caribe. Luego, con los juegos ya en marcha tuve la oportunidad de trabajar mano a mano con periodistas canadienses, como también compartí en zona mixta con periodista otras nacionalidades.

Lo mismo sucedió con los deportistas. Tuve que sacar cuñas a varios de ellos y viví sus momentos de máxima alegría luego de ganar sus medallas. Recuerdo que tuve la oportunidad de acompañar a la nadadora ecuatoriana que ganó bronce en aguas abiertas. Estuve con ella, compartí su felicidad, hablamos de los que sentía y de lo inesperado que era la medalla. Fue una experiencia única.

La primera publicación en Juegos Panamericanos de Toronto 2015

Gabriela, tienes alguna historia que quieras compartir durante tu estadía en los Juegos Panamericanos

¡Podría contar miles de anécdotas! Sin embargo, quiero contar la que más me marcó.

Cada día nos tocaba cubrir una disciplina distinta y había sido “fácil” eran deportes que conocía y no me era complicado enfrentar a los deportistas en zona mixta, pero todo cambió con la llegada del béisbol, un deporte del que no sabía nada. Tenía que estar 6 días cubriendo béisbol y yo pensaba que no saldría bien. Sin embargo, dos compañeras, de Estados Unidos y República Dominicana, fanáticas del juego me hicieron clases intensivas. El primer día fue un desastre, el segundo ya entendía algo y el tercero fue la gloria. Ese día jugaba Puerto Rico y República Dominicana. La verdad no importaba el resultado. Todos los canadienses estaban revolucionados porque uno de los coach de Puerto Rico era Carlos Delgado. ¿Quién es ese? fue mi pregunta. Y ahí supe que era una leyenda. Había jugado para los Toronto Blue Jayz y era un ídolo.

Bob, mi mentor, nos dijo que había que entrevistarlo y me ofrecí para hacerlo. Terminó el juego y llegó el momento de la entrevista. Treinta minutos conversé con Delgado en los que me sentí como pez en el agua. Al finalizar la entrevista llegaron las felicitaciones. No sé en qué momento pasó, pero terminé analizando el juego con Delgado y logré una entrevista redonda donde ambos nos sentimos cómodos. La entrevista a Carlos Delgado fue el primer trabajo que me publicaron en la página de los Juegos Panamericanos.

Los días siguientes en béisbol cada vez que Puerto Rico jugaba, Carlos Delgado me daba una cuña. Por su puesto fui a un juego de los Toronto Blue Jayz. Tomé cerveza en el Roger Center como una fanática más y regresé a Chile preocupada si los Blue Jayz habían ganado su serie del fin de semana.

¿Cuál es tu plan ahora, piensas seguir una carrera ligada al periodismo deportivo?

Lo primero es terminar mi carrera y enfocarme en encontrar una buena práctica profesional. Con respecto al periodismo deportivo, es algo que nunca imaginé. Cuando entré a estudiar mi carrera no pasaba por mi cabeza ser periodista deportiva es algo que me llegó por casualidad y es la mejor de las casualidades. Antes de irme me dijeron ” te vas a enamorar del deporte olímpico” y así fue. Los Panamericanos han reafirmado que mi camino está ligado al periodismo deportivo. Allá nos preguntaron ¿Cuál es la diferencia entre un periodista y un periodista deportivo? y la respuesta es ninguna.

¿Cómo ha sido el apoyo que te ha dado la UST?

El apoyo que me han entregado mis profesores ha sido desde el día uno. Desde el inicio te tratan como profesional. No sirve el “no me conseguí al entrevistado porque soy estudiante” Creen en ti y te dan la oportunidad de entregar lo mejor de ti también. Tenemos el privilegio de contar con la radio Santo Tomás, donde toman en cuenta el contenido que crean los alumnos. Por eso, cuando me pregunta sobre la Escuela de Comunicaciones de la UST no me queda más que decir gracias.

El viaje de Gabriela a Juegos Panamericanos

La alumna de periodismo de la UST Santiago, fue la única chilena que participó del “Programa de Jóvenes Periodistas TORONTO 2015”.

El viaje de Gabriela a Juegos Panamericanos

La alumna de periodismo de la UST Santiago, fue la única chilena que participó del “Programa de Jóvenes Periodistas TORONTO 2015”.

La alumna de periodismo de la UST Santiago, fue la única chilena que participó del “Programa de Jóvenes Periodistas TORONTO 2015”.

El viaje de Gabriela a Juegos Panamericanos

La alumna de periodismo de la UST Santiago, fue la única chilena que participó del “Programa de Jóvenes Periodistas TORONTO 2015”.