Estudiante Tomasino va a Juegos Parapanamericanos: “Seré los ojos de Paula en Lima”

Francisco Muñoz será corredor guía de Paula Guzmán, en los 1500 metros planos categoría T11, debido a su ceguera total. Cursa cuarto año de Ciencias del Deporte y Actividad Física en la UST Santiago.

“Ganar una medalla, lograr un tiempo o darlo todo es una alegría, porque significa que ellos concretaron uno de sus objetivos. Y eso se refleja en una sonrisa en ellos, en un sentimiento de satisfacción. Ser guía paralímpico nace de voluntad propia, de la propia motivación por ayudar”. Así describe Francisco Muñoz, Estudiante de Ciencias del Deporte y Actividad Física de la Universidad Santo Tomás Santiago, su pasión por ser Corredor Guía Paralímpico.

El atleta tomasino forma parte del Team Chile Paralímpico y se prepara con todo para competir junto a Paula Guzmán en los 1.500 metros planos categoría T11, debido a su ceguera total, en los próximo Juegos Parapanamericanos de Lima 2019. Experiencia le sobra, puesto que ha sido guía de Cristián Valenzuela, atleta paralímpico ganador en Londres 2012.

Francisco cuenta que su función es ser “solo un complemento para la carrera de nuestros deportistas. Solo nos enfocamos en guiar la carrera de nuestro compañero”.

“Al no poder ver, necesitan cierta información en carrera que uno se la da al instante. Saber los tiempos, quién viene adelante y atrás. Esa es nuestra labor. También los motivamos, les gritamos y damos ánimos”.

Sello Santo Tomás

Nuestro estudiante tomasino va más allá. Asegura que ser guía paralímpico no es solo una competencia o entrenamiento más, sino que “una maravillosa oportunidad de ser un complemento de una persona con discapacidad”.

“Es una instancia para apreciar desde otro punto de vista las cosas que uno hace habitualmente. Volver a apreciar lo que uno tiene, la vida. Lo que a uno se le ha regalado y que a ellos les falta. Uno termina el día agradecido de lo vivido”.

“Uno se siente totalmente pleno, íntegro. Uno está ahí voluntariamente. Que ellos quieran entrenar y dar lo mejor de sí, aunque queden exhaustos, es motivante. Solo necesitan una pequeña ayuda. Entonces, en nosotros está esa oportunidad de dar esa mano y poder ayudarlos para que cumplan sus sueños. Eso es lo más bonito de ser guías”, complementa Francisco.

Esfuerzo y apoyo

Poder cumplir con sus duros entrenamientos, competencias y carga académica no ha sido fácil para Francisco, pero el esfuerzo y perseverancia lo han llevado por buen camino. Hoy ya cursa cuarto año de carrera.

A veces se me hace difícil coordinar entrenamiento, estudios e ir a las prácticas. Casi no me queda tiempo para estudiar, así que debo estar muy atento en las clases. Esa es mi técnica, ya que llego a mi casa a repasar algo y, prácticamente, a dormir enseguida”, asegura.

“Entreno en la mañana, voy a clases, almuerzo, descanso, vuelvo a entrenar en la tarde, repaso la materia y duermo”.

Sin embargo, afirma que el apoyo que ha recibido de la UST Santiago, especialmente de la Jefa de Carrera, Carolina Zapata, y sus profesores ha sido fundamental. “Ella me ha prestado todo su apoyo para este proceso que estamos viviendo. También los profesores me apoyan y se ponen en mi lugar. Ahora me voy a perder clases, pero me las tengo que arreglar para conseguir la materia con mis compañeros y no llegar perdido. Pero se puede”, sentencia.

“Encuentro que lo que están haciendo, becando a deportistas, va por buen camino, porque el deporte entrega mayor conocimiento. El deporte es transversal, ayuda a ser mejor persona, tanto académicamente como socialmente”.

Finalmente, recalca que “el apoyo es concreto, verídico. Soy alumno becado y me siento eternamente agradecido de la UST. Encuentro que lo que están haciendo, becando a deportistas, va por buen camino, porque el deporte entrega mayor conocimiento. El deporte es transversal, ayuda a ser mejor persona, tanto académicamente como socialmente. Es como lo que hacen las universidades en Estados Unidos. Encuentro que la UST está haciendo eso. Se sabe en el mundo deportivo que la UST está apoyando a los deportistas de alto rendimiento“.