Chilena Isabel Behncke, reconocida por sus estudios con los Bobobos en Congo visita Antofagasta para hablar sobre la importancia de ser un “animal social”

La chilena Isabel Behncke, que ha dedicado su vida profesional a estudiar a los bonobos, nuestros primos evolutivos más cercanos, presentará una clase magistral en la Inauguración del Año Académico Santo Tomás 2018.

La curiosidad, constancia y pasión definen el sello del trabajo que la científica chilena, Isabel Behncke, ha desarrollado a lo largo de su carrera estudiando a los bonobos, quienes al igual que los chimpancés comparten un 98,7% del genoma con los humanos.

En el año 2012 la doctora en Antropología e investigadora en el Social Neuroscience Evolutionary Research Group de la Universidad de Oxford, se aventuró y se trasladó a El Congo para convivir durante seis meses con esta especie de primates, estudiando su comportamiento y forma de sociabilizar.

Allí junto a su hermano Ragnar consiguió videos nunca vistos e importante material para entender cómo la sociedad de los bonobos aprende por medio del juego, siendo esa experiencia el pilar fundamental de los estudios que ha llevado a cabo.

‘Insights desde la Evolución a la Innovación: Porque ser animal social importa’

Con valiosa información y un trabajo reconocido a nivel mundial, Isabel Benhcke, ha expuesto los resultados de sus estudios en diferentes encuentros, conferencias y charlas, siendo su próxima presentación en la Inauguración del Año Académico de Santo Tomás sede Antofagasta, donde compartirá la clase magistral ‘Insights desde la Evolución a la Innovación: Porque ser animal social importa’.

La actividad es el viernes 13 de abril a las 18:00 horas en el auditorio de Santo Tomás, ubicado en Avenida Iquique #3991, oportunidad en que el rector de la institución, Exequiel Ramírez, dará a conocer los hitos 2017 y desafíos 2018 de la casa de estudios superiores.

Curiosidad en el ADN

La curiosidad de Isabel –tal como ella lo reconoce- fue inculcada por sus padres Rolf Behncke Concha e Isabel Izquierdo Wachholtz, y fue esta misma curiosidad y amor por la ecología, la que la trajo de vuelta al país en el año 2014 para estudiar la riqueza biocultural, tierras y aguas de la Patagonia. Trabajo que calificó como “una sacudida para reconectarse con un paisaje salvaje. La forma más divertida y efectiva de reforzar el compromiso cívico”.

Recientemente la científica junto al cofundador de Great Place to Rock, Hernán Rojas, realizaron el lanzamiento de ‘Social Tech Lab’, iniciativa que busca comprender la relación entre música y evolución desde una perspectiva científica.

Charla Ted de Isabel Behncke